InicioBanderas históricas¿Cómo nació la bandera pirata?

Una calavera y dos tibias cruzadas sobre fondo negro. El terror pirata en los mares siempre llega bien identificado por su inconfundible bandera.

Así era en la época dorada de la piratería, allá por el siglo XVIII, y así se ha mantenido a lo largo de los siglos como símbolo de rebeldía.

Curiosamente, las banderas piratas originales no eran como la que ahora reconocemos. Los primeros bucaneros izaban una bandera roja, para avisar a sus presas de la muerte que les esperaba si eran atrapados.

La primera bandera con la calavera registrada es del año 1700 y se atribuye a un buque francés comandado por Emanuel Wynne. Poco a poco, otros buques piratas adoptaron enseñas similares (en algunos casos, con espadas en lugar de huesos, o con las tibias cruzadas tras la calavera), quizá aprovechando la estela de miedo que la imagen provocaba en los enemigos. De alguna manera, la bandera se convirtió en un arma psicológica que acobardaba a los rivales antes incluso del abordaje.

No obstante, el símbolo de la calavera y las tibias no nació con la piratería y era empleado con regularidad por la Orden de Malta, que la grababa en las tumbas de sus miembros fallecidos.

En el mundo anglosajón la bandera tiene incluso nombre propio, Jolly Rogers. Según Daniel Defoe, en su ‘Historia general de los piratas’, esa denominación la dio el capitán Francis Spriggs.

Como curiosidad, la armada británica todavía usa la bandera pirata en sus submarinos, que la izan cuando han protagonizado un ataque con muertos. Así ocurrió durante la guerra de las Malvinas, cuando el HMS Conqueror hundió el crucero argentino General Belgrano, en 1982.

Heraldo de Aragón

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

Comentarios

¿Cómo nació la bandera pirata? — No hay comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *